Actualmente la AEAT ha iniciado una campaña para comprobar la información facilitada por los bancos (de entradas y salidas de las cuentas) con los importes declarados en el IVA, a ver si detecta discrepancias y entonces poder iniciar procedimientos de comprobación, e incluso visitas “sorpresa” a aquellas empresas con incoherencias.

En línea con las directrices generales del Plan anual de control tributario 2018, el Departamento de Gestión Tributaria de la AEAT ha enviado a determinados contribuyentes una comunicación, que no inicia ningún procedimiento tributario, en las cuales no se solicita ninguna documentación, pero se informa de la posible incoherencia entre las cuantías declaradas en las autoliquidaciones de IVA con la suma de cargos y abonos en las cuentas bancarias.

También avisa de que puede cruzar esta información con las declaraciones de IVA de 2017, como indicio de riesgo fiscal si los importes no coinciden.

Puede que existan diferencias que llamen la atención a la AEAT, pero que no impliquen necesariamente la existencia de ventas no declaradas. En este caso conviene tener preparada la justificación que acredite dichas discrepancias, que pueden tener su origen en operaciones no sujetas a IVA.

Es un tema con el que hay que tener mucho cuidado, y en el que debe seguirse siempre el consejo de la Asesoría Fiscal.
Por todo ello, póngase en contacto con nosotros para cualquier duda o aclaración al respecto.

La AEAT envía cartas a declarantes anunciando posibles revisiones
Etiquetado en:                
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad